Los plazos de divorcio se reducen a una semana

Los anillos de boda

Divorciarse ahora es mucho más rápido y sencillo. Desde el pasado mes de julio, el divorcio express ha adquirido más velocidad al poder realizarse ante notario. Con esta medida se reducirá a una semana el plazo necesario para disolver un matrimonio cuando, hasta ahora, el plazo de era de, al menos, dos meses.

Esta agilización en el proceso se debe a la aprobación de la Ley de Jurisdicción Voluntaria, llevada a cabo en julio de este año y que ha otorgado nuevas competencias a las notarías, entre ellas, los divorcios, las bodas o la aceptación de herencias a beneficio de inventario (aquella en las que las deudas recibidas superan el valor de los bienes del finado). Además, los notarios también podrán intervenir en una gran cantidad de cuestiones vinculadas con la designación de herederos que hasta ahora obligaban a acudir a un juzgado.

Con esta nueva ley se busca descargar de tareas a un sistema judicial que ya acumula una gran sobrecarga de casos y permitir que sean los notarios quienes asuman este tipo de funciones. En especial, pretende que en aquellos casos en los que existe un acuerdo previo y por lo tanto el papel del juez es menor no sea necesario que se acuda a los juzgados sino que se pueda ahorrar ese trámite y acudir ante un funcionario que dé fe de que se ha tomado una decisión y no existe un litigio pendiente.

Fuente: El Correo