Subrogación y novación de hipotecas

La subrogación supone un cambio en la entidad financiera, o en la persona del deudor, así según el caso estaremos ante una subrogación del acreedor o una subrogación del deudor.

La novación modificativa se produce cuando por acuerdo de la entidad acreedora y el/los deudor/es, se modifican las condiciones de una hipoteca.

En la Notaría le indicaremos qué es necesario  para formalizar estas operaciones